» “La Lección de Pintura” se estrenará el 8 de marzo

Pablo Perelman, director de Imagen Latente y Archipiélago, regresa al cine el 8 de marzo con el estreno de La Lección de Pintura, película basada en la novela de Adolfo Couve, donde la vida de un grupo de personas que habita en un entorno rural, cálido y protegido, se ve brutalmente fracturado.

En este premiado largometraje, la pérdida de la inocencia tanto de sus protagonistas, como del país, tiene como telón de fondo el contexto histórico en el que se desarrolla: el conflicto por la reforma agraria y el golpe militar.

La cinta es una coproducción internacional en la que participaron Bertha Navarro, creadora junto a Guillermo Del Toro de la productora mexicana Tequila Gang; las casas productoras españolas El Jaleo Films y Oasis P.C. y de Chile Wood Producciones, que ha sido parte de reconocidas creaciones como la película Violeta se fue a los cielos y la serie dramática “Los 80”. Haber realizado esta película con estos tres países le permitió a Perelman tener “una condición de cineasta casi continental que me encanta”, explicó.

La Lección de Pintura cuenta con las actuaciones de Daniel Giménez Cacho, uno de los actores hispanoamericanos más importantes del momento, quién además participó en la película La mala educación, de Pedro Almodóvar, y Arráncame la vida, de Roberto Sneider. La co protagonista es la española Verónica Sánchez, nominada en tres ocasiones en los Premios Goya por sus actuaciones en las películas Al sur de Granada, Camarón y Gordos. Se suma Juan José Susacasa quien, a su corta edad, deslumbra en la pantalla con el personaje de Augusto. También participan en la película los actores chilenos Catalina Saavedra, Edgardo Bruna, Carmina Riego, Teresa Hales, Roxana Campos y Carmen Gloria Bresky.

Ambientado en un entorno semi rural en las década del ‘60 y ‘70, La Lección de Pintura es una historia que nos habla de nuestro pasado y nuestra gente. El protagonista es Aguiar, un boticario obsesionado con ser pintor. Concentrado diariamente en perfeccionar su técnica, su rutina cambia drásticamente con la llegada de Elvira, una joven mujer que se ofrece a trabajar como su ayudante y de su pequeño hijo, Augusto, quien tiene un extraordinario talento para el dibujo. La dinámica de los tres se enmarca en una relación de protección y afecto, que es recibido por el particular y variopinto grupo de amigos de Aguiar, quienes debaten en medio de un tenso clima político: las demandas de los trabajadores por exigir igualdad de derechos y la oposición de los latifundistas a la reforma agraria. Es en medio de esa atmósfera en la que se mueve este grupo de personajes que encantan por su entrega y amistad, y que lentamente comienzan a ver cómo sus vidas serán transformadas para siempre.

El proceso de desarrollo de esta película fue pausado; un trabajo de largo aliento que Perelman comenzó con el desarrollo del guión hasta ser partícipe de cada detalle de la producción. Tras Imagen Latente (1987), largometraje que fue censurado durante la dictadura y Archipiélago (1992) se tardó 20 años en regresar al cine. A su parecer “hay demasiadas películas buenas como para agregar otra que uno no esté absolutamente convencido que va a marcar una diferencia… Soy cinéfilo antes que nada. Hago cine, poco, pero lo que de verdad me gusta es ver cine… Hacerlo sólo cuando nadie más trata lo que me interesa tratar”.

La novela corta de Couve se fusiona con el imaginario de Perelman al situar la película en un contexto histórico que marca el fin de una era.

De gira por el mundo

Previo a su estreno comercial en Chile, la cinta fue presentada con gran éxito en el Festival de  Cine de Guadalajara donde fue calificada por la crítica como “hermosa, comprometida y tierna”. Para el periodista José Rafael Sosa del diario “El Nacional” de República Dominica, “La lección de pintura es una de las  más elaboradas historias del cine chileno  actual, en cuya co-producción con México se revela un compromiso con el arte a su más elevado nivel y ha generado respeto entre directores, público y miembros de la industria asistentes a la versión XXVI del Festival de Cine de Guadalajara”.

También participó en el Festival de Cine de Gramado en Río Grande do Sul, Brasil donde recibió el premio a Mejor Fotografía para Serguei Saldívar y el premio de los estudiantes de cine como Mejor Película.

En la India, el largometraje se presentó en la XVI Versión Festival Internacional de Cine de Kerala (IFFK), en sus tres funciones causó tal furor, que en la última presentación -tras agotarse las entradas- quedaron doscientas personas fuera de la sala. La acogida de los asistentes al IFFK se vio reflejada en la obtención del Premio del Público.

En el país participó de la muestra del Festival Internacional de Cine de Valdivia y en el Festival de Cine de Viña del Mar.

Tweet